Hoy comparto contigo mi receta de pizza baja en carbohidratos, rica en proteínas y, lo mejor, ¡es súper fácil de hacer!

Con pocos ingredientes y en dos simples pasos, es ideal, especialmente si sos mujer de más de 40 años.

Es apta para celíacos porque no contiene TACC.

También aplica para quienes, por algún motivo, tienen que seguir una dieta cetogénica o Keto (aunque te recuerdo que yo NO recomiendo esta dieta para controlar el peso por ejemplo).

Sabes que en mi filosofía no hay espacio para privarte de comer delicioso y nutritivo.

Si quieres ver la receta, está en mi Instagram, podes verla tocando acá.

Ingredientes:

Con estas cantidades tendrás suficiente para 3 pizzas pequeñas.

  • 1 y ½ taza de harina de frutos secos y semillas (yo use mix almendras y lino, o almendras y girasol)
  • 1 y ½ taza de mozzarella
  • ¼ taza de queso crema
  • 1 huevo
  • Pizca de sal
  • Salsa y queso a gusto

Procedimiento

Es super sencillo!

Simplemente tenes que mezclar todos los ingredientes hasta formar la masa. La extendes sobre una placa de silicona o una placa de horno protegida con papel de hornear.

La horneas por unos minutos. Cuando veas que los bordes empiezan a dorarse, la sacás, agregas salsa, el topping que más te guste y queso mozzarella a gusto y la volves a meter hasta gratinar.

Pique:

Podes hacer unas cuantas bases, pre-hornearlas y congelarlas para tener a mano en el freezer 😉

Si la probas, contame que te pareció en los comentarios, y ya que estas podes decirme que recetas te gustaría ver!